Trabajadores de los museos UACh comparten piezas significativas desde sus casas, en el tradicional objeto del mes.